Cosas que pongo :P

miércoles, 21 de noviembre de 2012

CAPÍTULO 15


(Narra Louis)

Esta chica me estaba volviendo loco, de llorar pasa a ponerse chula y viceversa, ví que se acercaba a donde estaba en famoso ponche y bebió, la verdad, no debía estar tan malo.
-Oye Amy, ¿de dónde habéis sacado el ponche?
-Lo hemos hecho Meredith y yo, ¿a que está bueno?
-Si, -mentí- esta bueno, vale Amy ha sido un placer estar contigo, pero me voy con Amanda.
-¿Y que tiene ella que no tenga yo?
-Muchas cosas.
Me fuí corriendo hacia Amanda, semi-bailando, ella se reía, adoraba su risa, la cogí a lo princesa y le dí bastantes vueltas.
-¿Cómo estaba el ponche?
-Asqueroso, sabía a.. a... a ellas.
-¿Sabía a pis de gato?
-No, creo que era de camello o de burro.
Nos reíamos, nos mirábamos y volvíamos a reir, iba manchada de ponche, en la nariz, hasta así estaba guapa. Comencé a hablar, pero creo que ella no me escuchaba.
-Amanda, ¿Estás en la tierra?
-Look After You
-¿Qué?
-¡Que están poniendo Look After You!
La saqué a bailar, obviamente, no había otra canción mejor, que Look After You.
-Louis ¿te puedo preguntar una cosa?
-Si, claro.
-Si tu padre estuviera muerto y tu madre no lo supiera, ¿Cómo se lo dirías?
-¿No lo sabe?
-No.
-Pues dile, que mientras no sabíais nada de ella os enterásteis de que vuestro padre había muerto, que no sabíais como decirselo, y que os resulta muy complicado, pero que estaréis con ella para lo que haga falta.
-Eso mola.
Pararon la canción y la luz bajo aún mas de lo que estaba, un chico larguirucho, rubio y alto, muy alto, de ojos azules, ví que la cara de Amanda cambió por completo, de estar complétamente feliz, a tener una expresión uraña, la miré con detenimiento, fruncía el ceño, y movía el pie derecho. Vale, estaba nerviosa. Ví que se giraba hacia detrás y saludaba a su hermano, que estaba con una chica bastante guapa, pero no tanto como Amanda, en realidad se parecían bastante, me fijé más en ella, y me dí cuenta de que besaba a Charlie, sabía quién era. La conocía.
-Creo que es un mal momento para ambos.
-Si.
-¿Ese es Fred? Lo digo porque es un guaperas.
-Y esa es Eleanor, ¿quien lo diría? tu exnovia es mi cuñada.
-Chungo.
-Chungo, chungo.
-Chungo, chungo, chungo.
-Vale déjalo, por lo menos, nosotros...
-Sómos nosotros.
-No lo habría expresado mejor. ¿Quieres ponche? Es que no me apetece escuchar las tonterías de mi ex. Aparte, Harry y Nic están allí. Ehh. Y la va a besar.
-¡Por encima de mi cadaver!
Fuimos los dos corriendo hacia ellos, cogidos de la mano, la tenía suave, y a mi me estaba sudando la mano, eres tonto Tomlinson, tonto y asqueroso.
-¡¡Pero Harry bésala ya!!
-¡¡Pero Nicole bésale ya!!
-Sois tontos de remate -dijo Harry-
-Eso no se lo digas a tu novio ehh..
-Una cosa, yo sólo aviso, a las chicas no nos gusta tanto monólogo gay. -dijo Nicole-
-Bah a mi me da igual, sólo que como os oiga mi hermano, puede que haya problemas.
-Calláos a ver que dice Fred.
-Bueno estudiantes, acaban de surgir noticias de última hora de París, el piloto Charles Carter ha sido encontrado, ahora está por suerte en estado leve en el hospital. Esto es todo.
¿Había oído lo que había oído? No podía ser, primero mi madre y luego mi padre, no tenía palabras para describir lo que estaba pasando. Solo me dieron ganas de hacer una cosa.
-Me voy al hospital a ver a mi padre.
-Pero está a mas de 2km.
-Da igual.
-No da igual, yo te llevo, -dijo Louis- tengo el coche cómo a tres calles de aquí -me cogió la mano y fuimos caminando a toda velocidad hasta que llegamos a su coche, subí en el asiento del copiloto, y nos dirigimos al hospital.
-Disculpe, en que habitación está en señor Charles Carter.
-En la habitación 333. Pero sólo se le esta permitido a la familia.
-Soy su hija.
-¿Y el chico?
-Es mi novio.
-En ese caso pueden pasar.
-¿Y eso de que soy tu novio?
-De eso nada, era sólo porque no quería que te quedaras solo en el pasillo -mentí- aparte quiero que conozcas a mi padre.
-Si, ya claro.
Llegamos a la habitación, Louis me abrió la puerta.
-Papá, ¿estas despierto?
-Si cariño.
-Te he echado tanto de menos.
-Y yo a vosotros. Mamá está en recepción, viendo cosas de papeles.
-Papá este es Louis, una amigo que me ha traido al hospital.
-¿Tu eres el hijo de Jay? ¿Jay Tomlinson?
-Sí es mi madre -me miraron los dos- ¿como lo sabes?
-No creo que te acuerdes, nosotros vivimos durante una buena temporada en Doncaster, pero cuando nacieron Amanda y Charlie nos fuimos a Londres a vivir. Pero tu eres mayor que ella y te pasabas todo el rato con mi gorra de piloto. -me reía, pero mucho, mucho mucho-
-Willy el piloto.
-Eres mala. Muy mala.
-Muahahaha lo se.
-Id al baile, que solo es una vez en la vida.
-¿Pero tu estas bien? No me parece bien.
-Y a mi tampoco, que os quedeis aquí, si no quiero que os vayáis y vengáis mañana que estaré mejor.
Salimos de la habitación sin rechistar, mi padre cuando quería podía tener muy mal humor, fuímos a un parque cercano al instituto para pasear, no teníamos muchas ganas de ir ahí, por eso de que a la gente le gusta mucho hablar. Hablábamos mucho y al mismo tiempo andábamos descalzos por la hierba, había que admitir que hacía bastante frío para ser Agosto.
-Me debes un baile.
-Te debo un baile.
-¿Cómo estas?
-¿Pues, bien, y tu?
-Vaya conversación tonta.
-Ya ves.
-Tu que eres una chica, es que tengo un amigo que se llama Larry que está enamorado de su mejor amiga Alicia,  y no sabe como decírselo.
-¿Con que Larry y Alicia?
-No cuela ¿no?
-Para nada, eres tonto, si te gusta esa tal ''Alicia'' -dije haciendo comillas con los dedos- tienes que decírselo, ¡haz algo bonito!
-Lo haré después de que bailes conmigo.

jueves, 1 de noviembre de 2012

CAPÍTULO 14


Unos días después...

(Narra Louis)

-La echo de menos. -había vuelto a pensar en voz alta, desde el día que se enteró de lo de su madre decidió irse a Manchester para estar con ella. No sabíamos nada de ella, por lo menos yo.
-Louis tenemos que decirte una cosa. -dijo Kris con aire despreocupado-
-¿Que pasa?
-Tenemos 9 billetes de avión para Manchester.
-¿Y para que vamos a ir? ¿Para molestar?
-No Louis, el baile, tu oportunidad. Su madre está perfectamente, desde que le compraron el movil no para de twittear, así nos enteramos de todo.
-Pero y si se molesta conmigo, ya sabeis por lo de Eleanor.
-Vale, no se como no te has enterado aún, pero Amanda esta enamorada de tí, y yo no se vosotros, pero el vuelo sale en dos horas, y yo me voy a La Villa.
-¿Están en La Villa? -Exclamaron las demás chicas al instante-
-Es su casa, como no va a estar allí.
-Pero al final...
-Si, pero acordamos no decir nada ¿no Brenda?
-Verdad.

Ya en el aeropuerto...

Eran las 16:oo p.m y sinceramente tenía sueño, vi la azafata a la que le tenía que dar el carnet de identidad, tenía un rostro que me resultaba muy familiar, pero no hice demasiado caso. Me senté en el asiento, y me puse los auriculares. Me los quité en el preciso instante en el que volví a ver a la misma azafata, esta vez me resultó más familiar que hace un momento ví en la puerta del avión. Una vez que ésta acabó de dar sus explicaciones y se apagó la luz del cinturón, Chelsea se levantó como un cohete, y a esto le siguieron Nic, Kris, y Brenda, fueron a abrazar a la azafata que me resultaba tan familiar, la chica, después de que ellas le hicieran muchas preguntas, Claudia, creo que se llamaba, señaló al fondo.
-Amanda Catherine Margarett Carter-Jones.
-Kristel Francesca Coraline Williams.
-Mirala está preciosa.
-Pues claro es hija tuya. -dió unas cuantas vueltas sobre sí misma y fué corriendo a abrazarlas. A todas, creo que ni nos vió, se la veía muy contenta.
-¿Y las demás? ¿No te sabes nuestros nombres? Anda que, menuda verguenza..
-Brenda Claire Hayley Smith, Nicole Delilah Bethany Adams, y Chelsea Mary Kyley Wilson. No soy tan tonta. -Nic nos hizo una señal para que las siguieramos, llegamos a una antecámara que había antes de la cabina del piloto. Y allí Amanda se sentó en una especie de caja y sacó los talones de los altos zapatos de tacón.
-Mamá ¿cómo puedes llevar este martirio?
-Pues con los años se gana experiencia. Por suerte tu solo los llevas hoy. -Aún no se había dado cuenta de que estábamos. Hasta que su madre habló.
-Nicole, cariño ¿ese no es tu novio?
-¡Harry! -Nic salió corriendo y saltó sobre Harry, casi me pega pero por fín me vió.
-Louis, esta es mi madre.
-Encantado, señora Carter.
-Anda muchacho, no soy tan mayor, sólo, tengo 39. -Amnada miró con rostro incrédulo a su madre- Vale, 43, pero sigo siendo jóven.  Estoy llena de vida.
-Déjala, ella es así.

Unas horas más tarde...

(Narra Amanda)

Ya habíamos llegado a mi casa y subimos todas junto a mi hermano a ponernos los vestidos del baile, sí la fiesta blanca que se celebraba siempre el 4 de Agosto. Nic, Kris y Chels, se fueron abajo con los chicos y dejaron a Niall y Louis solos, ellas que querían ir antes, para ver todo lo que habían montado en el gimnasio. Brenda y yo nos quedamos en mi cuarto haciendo un poco de tiempo.
-Bren, estoy preocupada. -dije con la voz quebrada-
-¿Que te pasa?
-Pues que, y si, él ve a Amy, y si me deja de lado, y si se enfada, o si se enamora de ella.
-Louis es lo suficientemente sensato de no caer en las redes de esa puta.
-Ya pero el no la conoce, y ya sabes como es, se tira a todo lo que se menea, y sabes que ella y yo tenemos la misma debilidad, Louis, y seámonos sinceras, ella es mucho mas atractiva que yo, y yo que soy.
-Amanda, a ti lo que te pasa es que eres tonta, ¿tu crees que si no fueras atractiva tendrias loco a uno de los mejores cantantes de este planeta?, ¿o que conquistaras a Fred? En serio, a Fred, ese del que todas van detras de él hasta que él fué detras de tí, tu eres única, y tú eres la persona mas estupenda de este puto mundo, ahora te vas a secar las lágrimas, vas a bajar, vas a ir a esta tontería de baile con Louis, vas a volver con él, y vas a ser la envidia de todo el mundo, que vea el mundo lo que llevas dentro.
-¿Te he dicho que eres como mi hermana mayor?
-Sí como unas 50 veces?
Bajamos y ahí estaban los dos, guapísimos como siempre, entramos en el coche de Louis y me arregle en vestido, un vestido corto blanco de tirantes entallado hasta la cintura y mas suelto hacia la mitad del muslo. Brenda llevaba otro blanco (obviamente) de un solo tirante y con volantes, nos montamos en el porche de Louis, y no hubo nadie que no se fijara en nosotros en todo el camino. Fue llegar al instituto y que pasara lo peor.
-Vaya, vaya, vaya, pero que tenemos aquí, 2 de las 5 mas paletas. -Me cago en la puta de Meredith, siempre ahí haciendo la tonta.
-¿Que quieres ahora Meredith? -dije intentando mantener la calma-
-Ver con quien habéis venido, a ver con que frikis pasais la noche.
Hasta que aparecieron, los dos, se dirigían hacia nosotras, y Meredith ponía ojos de cordero degollado, cuanto más se acercaban, mas nerviosa me ponía.
-Hola, cariño. -Dijo Niall dándole un beso en la cabeza a Brenda.
-¿Qué está pasando aquí? Me voy unos días y se forman parejitas.
-¿Que hay más?
-Uh, pues claro que sí -comenzó a decir Brenda- Lo de Harry y Nicole fué amor a primera vista, lo de Liam y Chels, ocurrió en París, y como no... lo de Am..
-No Brenda eso no.
-Bueno continúo, lo de Zayn y Kris, se veía venir, y lo nuestro... -dijo mirando a Niall- fué, fué.
-Espera que me lo imagino, que Niall al final se enteró de las largas que le soltabas, y accedió.
-Bueno a mi se me ocurría una manera mas bonita de decirlo, pero si te gusta decirlo así...
Entramos al gimnasio y buscamos a los demás, nos fuimos con ellos. Estuvimos hablando un buen rato, hasta que se acercaron las dos arpías, como las solíamos llamar: Amy y Meredith.
-Hola Nic queremos hablar contigo. -dijeron en tono de asquerosa urgg- tu novio, es nuestro.
-Miralas que majas -ella nos dirijió una mirada de ''las voy a matar''- anda Harry ve con ellas, no creo que te vayan a morder.
-Vale, pero solo si mi novio viene conmigo. -miró a Louis- ¿Te apuntas Lou Boo Bi Du?
-Esta bien -me miró- reservame un baile guapa.
-Palabra de Carter.
El tiempo pasaba, y Harry había llegado, pero Louis no, y me procupaba, salí al pequeño jardín que había, y lo ví, Louis y Meredith besándose, lo observé de detrás de un pequeño muro, vi que Louis se separaba bruscamente y le dijo algo elevando el tono de voz. No pude entender nada, sólo me senté en el suelo, y comencé a llorar como una tonta, en realidad, entre él y yo no había nada, pero, sentía muchas cosas por él. Meredith pasó cerca de mí.
-Petarda, tienes suerte de tenerle.
Dicho esto, entró de malos humos al gimnasio, y yo seguía llorando como antes, hasta que se acercó.
-¿Por que lloras?
-Nada sólo porque... el ponche, está asqueroso.
-¿Te he dicho que mientes fatal?
-No, anda entra y vete a bailar con Meredith.
-¿Con esa zorra? Déjalo, prefiero bailar contigo y que esa me pote el ponche en los zapatos, además, me has reservado un baile, ¿no te acuerdas?
-No tengo ganas de bailar, no quiero ensuciarte los zapatos. -solté una pequeña risa.
-No te compares con ella, tu vales más que eso.
-Ahí te equivocas -Amanda, eres tonta, ¿por qué has dicho eso?- en serio vete con Meredith, o con Amy, si quieres puedes bailar hasta con mi madre.
-No, quiero bailar contigo, y no me voy a mover de aquí hasta que lo consiga.
-Lo llevas crudo William, o mejor Willy, vas a ser a partir de ahora Willy.
-Lo que quieras Catherine, o Margarett, o mejor Cath, o Marge, o mejor, Señora de Willy.
-¿En serio?
-Ahora vas a bailar conmigo  ¿no?
-Si bailo contigo te callarás. ¿Vale?
-Vale.
Entramos al gimnasio, y Amy se abalanzo sobre él, que asco me da
-Alejate de él.
-Todo tuyo. -Me fuí pero no antes sin decirle al oído: ''Te dije que no iba a ser facil''